Construyendo a partir de las ruinas de mi vida

Con Espíritu y Propósito

Isaías 58: 11-12 “El SEÑOR los guiará continuamente, les dará agua
cuando tengan sed y restaurará sus fuerzas. Serán como un huerto bien regado,
como un manantial que nunca se seca. Algunos de ustedes reconstruirán las
ruinas desoladas de sus ciudades. Entonces serán conocidos como reconstructores
de muros y restauradores de casas”.

¿A
qué le llamamos ruinas?

La mayoría de los diccionarios dicta que
ruinas son: Restos de uno o varios edificios derruidos o caídos. Simbólicamente
pueden ser proyectos, ilusiones, metas o sueños que se han desvanecido, que han
sido demolidos por factores externos, y a veces por personas que amamos.

¿Quién no ha fallado en la planificación de
su vida? Si somos honestos no hay una sola persona que no se haya deprimido o
desilusionado por ver por tierra sus sueños, ¿tal vez es el tu caso? A mí me ha
pasado.

Recuerdas cuando eras idealista y te
proponías…

Ver la entrada original 942 palabras más

Los comentarios están cerrados.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: